Asunción
25 °C
cielo claro
Anuncie en el sitio

Evolución del cáñamo industrial en Paraguay da un salto histórico con el registro en Dinavisa

Como un logro histórico para el sector califican desde la Cámara de Cáñamo Industrial del Paraguay (CCIP) a la posibilidad de registrar productos derivados del cannabis no psicoactivo en  la Dirección Nacional de Vigilancia Sanitaria (Dinavisa). Por otra parte, representa un desafío para incrementar la producción ante las proyecciones de aumento de la demanda.

Marcelo Demp, presidente de la CCIP, en conversación con Diario Campo explicó que este logro permite registrar una amplia variedad de categorías de productos, que anteriormente no se podían por la inexistencia de un marco legal para el cáñamo en la Dinavisa. “Paraguay podrá acceder a muchos mercados que hace rato quieren comprar del país, pero que no podían por la falta de registros”, agregó.

Con respecto a quiénes podrán registrar los productos, señaló que serán todas las empresas que tengan las autorizaciones y que cumplan las exigencias establecidas por Dinavisa para el registro.

Por otra parte, Demp mencionó que en la actualidad unas 30 empresas están vinculadas a la industrialización de diferentes productos, en diversas categorías. Al respecto, dijo que este proceso de formalización plantea un aumento en las ventas y supone un efecto multiplicador en toda la cadena del cáñamo industrial. En otras palabras, el impacto social será mayor, ya que se requerirá más cantidad de materia prima para cumplir con la demanda.  “Vamos a tener que crecer en superficie sembrada; lo que significa más productores para cultivar, más impacto en la agricultura familiar y comunidades indígenas”, expresó.

Marcelo Demp, presidente de la CCIP.

Producción actual

Con respecto a la producción actual de cáñamo industrial, el presidente de la CCIP señaló que la superficie cultivada varía en cada campaña, lo que responde a la necesidad de materia prima. No obstante, mencionó que en la zafra pasada fueron sembradas cerca de 2.500 hectáreas, y que actualmente este rubro se desarrolla en 14 departamentos del país. “Ahora que tenemos el registro, se tendrá que crecer mucho más”.

Las expectativas con este rubro son muy grandes, más tras la habilitación de Dinavisa para el registro de productos derivados del cáñamo industrial, afirmó Demp. “Es muy importante lo que acaba de pasar. El beneficio será para todo el país, y ese crecimiento en formalización es parte de una evolución para que se convierta en uno de los principales rubros a nivel local. Podemos pensar que, en los próximos 5 o 10 años, pueda pelear con los dos principales rubros que tiene el país”.

Mucho por crecer

La alta demanda de productos derivados del cáñamo industrial garantiza la sostenibilidad de este sector. No obstante, Demp señaló que el rubro se encuentra en una etapa incipiente en el país. En ese sentido, explicó que todavía hay muchos errores que se cometen en el campo, lo que es normal dentro de un proceso de crecimiento. “Hay que generar mucho aprendizaje, no queda otra”, expresó.

CCIP, único gremio habilitado

En otro orden de cosas, Demp señaló que la CCIP es la única cámara vinculada al cáñamo industrial del país que está legalmente constituida. Explicó que este es el gremio que trabaja con las instituciones gubernamentales para el desarrollo del rubro en Paraguay. “Toda persona, física o jurídica, del país que quiera hacer algo con el cannabis no psicoactivo, sea producir, cultivar, distribuir, comercializar, invertir, entre otros, se aglutina en la CCIP”, manifestó.

Últimas Noticias

Suscribete a nuestro newsletter para recibir nuestras noticias en tu correo electrónico.