Asunción
23 °C
nubes dispersas
Anuncie en el sitio

USD 3.000 millones dejaron de ingresar al país por la sequía

La fuerte sequía que afectó a Paraguay entre el 2021 y el 2022 generó graves daños a la agricultura y se extendió con fuerza por toda la estructura económica del país. Esto se reflejó en el informe que presentó ayer el economista Manuel Ferreira en la Cámara Paraguaya de Exportadores de Cereales y Oleaginosas (Capeco).

“Paraguay: Impactos económicos y sociales de la sequía” es que elaboró la consultora MF Economía e Inversiones bajo la iniciativa de la Unión de Gremios de la Producción (UGP) y el apoyo del Programas de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD).

Entre otros puntos, el reporte señala que la sequía propició la peor producción agrícola registrada en la historia del Paraguay. A respecto, Ferreira recordó la más baja era la del 2012, año en el que se llegó a 1.367 kilos por hectárea.  “Este año solo tuvimos 900 kilos por hectárea, lo que representa una pérdida de USD 3.000 millones en ingreso de divisas por exportación y una reducción del 5 % del PIB”, manifestó el economista.

Con respecto a la soja, que fue el rubro más afectado, la producción total de la zafra 2021 – 2022 fe de 3.418.971 toneladas, con un promedio de 979 kilogramos por hectárea.

El fenómeno climático afectó a todos los actores de la cadena, desde los productores, el transporte, las plantas procesadoras y los mercados.  Las industrias y silos incluso quedaron desabastecidos, ante la ausencia de materia prima.

Producción de granos

Paraguay produce entre 10 millones y 11 millones de toneladas de soja; cerca de 3,5 millones de toneladas de maíz, 1 millón de tonelada de trigo; y 1 millón de toneladas de arroz. “Este es un año peculiar, ya que tuvimos 3,5 millones de toneladas de soja y 5.5 millones de toneladas de maíz. Así como fue el peor año sojero, fue el mejor año maicero en términos de volumen”, señaló Ferreira.

Pequeños productores

Durante la presentación volvieron a destacar que la soja es en la actualidad el principal rubro de renta de los pequeños productores, y que unas 800.000 hectáreas de esta oleaginosa están en manos de la producción minifundiaria. Por lo tanto, el mayor costo social de la sequía se observa en este sector. “Hoy en día, los productores con menos de 15 hectáreas se dedican a la soja, principalmente. Ese es su rubro de renta, ya no el sésamo, ni el algodón”, Manuel Ferreira.

100.000 fletes menos

Otro de los sectores golpeados es el de transporte. Se estima que cerca de 100.000 fletes se dejaron de hacer por la sequía. En ese sentido, Ferreira explicó que las protestas de camioneros en los últimos meses no solo responden a la suba de combustible, sino también a la menor carga de materia prima en comparación a años anteriores.

De acuerdo al informe, que menciona como fuente al Banco Central del Paraguay (BCP), entre enero y julio del 2022 el sector primario empleó a 124.420 personas menos en relación al mismo periodo del 2021. Es decir, una reducción del 16,9 %.

Cadena de suministros

Igualmente, el presidente de MF Economía e Inversiones explicó que el desajuste en la cadena de suministros a nivel global generó un aumento de la demanda y la inflación de los precios; de alimentos, por un lado, y también de los combustibles. “Todo esto, sumado al impacto de precios que generó la guerra, fue mucho peor”, manifestó.

Últimas Noticias

Suscribete a nuestro newsletter para recibir nuestras noticias en tu correo electrónico.