Asunción
26 °C
muy nuboso
Anuncie en el sitio

En Caiasa proyectan procesar más de un millón de toneladas de soja durante el 2023

Tras el duro golpe que generó la sequía, que también mermó la producción en las aceiteras paraguayas durante el 2022, para este año las industrias buscan recuperarse y esperan un considerable incremento de la molienda.

Norberto Vuyk, gerente industrial del Complejo Agroindustrial Angostura S.A. (Caiasa), recordó que la gran merma de la producción durante la campaña 2021-2022 afectó el funcionamiento de la industria. “Lógicamente, todos sufrimos. Se molió menos, se exportó menos, y la planta paró por más tiempo, alrededor de cinco meses”, señaló.

Para este año, la expectativa es diferente. Durante el 2022 se procesaron un poco más de 700.000 toneladas; ahora, el objetivo es culminar el 2023 con más de un millón de toneladas de soja industrializadas, sostuvo.

Justamente, el complejo industrial acaba de inaugurar una celda para el almacenamiento de soja, con capacidad para 180.000 toneladas métricas. Con esta nueva estructura, la capacidad estática de la empresa es de 380.000 toneladas métricas. Por otra parte, esta inversión permitirá garantizar el funcionamiento de la fábrica durante todo el año, ya que podrá recibir los granos en el pico de la cosecha, afirmó.

Principales subproductos

Por otra parte, el gerente industrial de Caiasa explicó que la planta recibe los granos de soja para convertirlos en harina, aceite y pellet de soja, que son los tres subproductos principales. “Todo se exporta a Argentina, para nuestros socios y la cascarilla queda un poco en Paraguay, que eventualmente se puede emplear como biomasa. El objetivo es industrializar al máximo toda la materia prima”, señaló.

Para que se comprenda el proceso de industrialización, también explicó que el grano de soja ofrece un 20 % de aceite, un 72 % de harina y cerca del 6 % es pellet de cáscara. Con respecto a la materia prima, señaló que la planta recibe de la zona central y norte del país.

También mencionó que la planta utiliza energía de biomasa, proveniente de eucaliptos de áreas forestadas o de la propia cascarilla de soja. “No utilizamos otra fuente de energía, y la planta opera las 24 horas”, concluyó.

Últimas Noticias

Suscribete a nuestro newsletter para recibir nuestras noticias en tu correo electrónico.